Grupo armado irrumpe en velorio en Guanajuato; mata a cuatro y hiere a tres

GUANAJUATO, Gto. (apro).- Cuatro personas fueron asesinadas y otras tres heridas por encapuchados que la noche del domingo entraron disparando a un domicilio particular donde se velaba a un hombre asesinado dos días antes, en un presunto ajuste en el que estarían involucrados sicarios del Cártel Jalisco Nueva Generación.

El pasado fin de semana fue un “puente” de los más violentos en el sur del estado, donde otras cuatro personas fueron asesinadas en Jaral del Progreso; en Apaseo el Grande un hombre y una mujer fueron ultimados cuando circulaban en una motocicleta en la comunidad de Tenango el Nuevo y en Comonfort, un adolescente falleció y dos fueron heridos en una riña en una comunidad de ese municipio.

Entre las víctimas en el velorio en Yuriria, se encuentra un adolescente que había atestiguado el homicidio del hombre que estaba siendo velado en el domicilio.

También murió una mujer y su hijo de cuatro años resultó herido, junto con una menor de 13 y un hombre de 42, quienes fueron hospitalizados.

Más de 50 casquillos de al menos cuatro calibres distintos de armas largas y cortas fueron recabados por los peritos de la Procuraduría de Justicia, informó el subprocurador Israel Aguado Silva.

El viernes 3 de noviembre, Julio César Torres Ayala, de 34 años y a quien apodaban El Ñoño, fue asesinado en un inmueble de la calle 12 de diciembre de la colonia Guadalupana.

La víctima fue perseguida y acribillada por varios hombres que llegaron hasta el domicilio, entraron con lujo de violencia y le dispararon varias veces.

De acuerdo con datos obtenidos, el hombre defendió a un familiar menor de edad que era golpeado por varios sujetos supuestamente involucrados en narcomenudeo y que habían tratado de convencer a El Ñoño de colaborar con ellos, pero éste se negó.

El familiar de Julio César logró ponerse a salvo, pero aquél fue alcanzado y le dieron muerte.

La noche del domingo, su familia y conocidos se encontraban velándolo en una casa de la calle San Pedro, en la colonia Cruz Grande, rumbo al libramiento Yuriria-Uriangato.

Pasadas las 9:30 de la noche, en varios vehículos llegó un grupo de encapuchados con armas largas y cortas y disparó a los presentes, entre los cuales se encontraba el menor, contra quien se dirigieron los sicarios a ejecutarlo.

Tres hombres (entre ellos el menor) y una mujer quedaron sin vida. Los dos menores lesionados son reportados como estables, informó el subprocurador. No hay detenidos.

Esta mañana en instalaciones de la presidencia municipal de Yuriria se reunieron funcionarios del gobierno local, de la Secretaría de Seguridad Pública del estado y del Ejército, para revisar la situación.